miércoles, 14 de mayo de 2014

Un ex terroristas y un familiar de terroristas, enojados con el documental El Copamiento




A los realizadores del documental “El copamiento”
10 de Mayo de 2014
Cartas - Opiniones - Debates
A los realizadores del documental “El copamiento”
                No es mi intención desautorizar su trabajo ni sus inclinaciones políticas que se traslucen claramente en la película. La felicitación de C. Pando y sus adláteres, me exime de mayores precisiones en ese punto.
Simplemente quisiera, en honor a mis seres queridos que participaron en El copamiento que llevó a cabo el ERP a esa unidad militar, que se le cambie el nombre por otro que haga referencia a lo que verdaderamente trata la película: el secuestro y posterior muerte del mayor Larraburu y la reivindicación de la teoría de los dos demonios. Y se vuelva a consultar a quienes dieron testimonio para realizar la misma.
Hemos aprendido en nuestra larga y paciente lucha por memoria, verdad y justicia (más de 30 años nos ha llevado a muchos de nosotros, ver a los responsables de las torturas y muertes que sufrimos en la UP1, juzgados y condenados a prisión efectiva en cárceles comunes) que cada cual debe responder y saber dónde se ubica a priori para contar los hechos históricos. Que lo debe hacer con honestidad y valentía. No sólo hacia uno mismo sino hacia los destinatarios de ese relato. No se  puede desconocer que en la Argentina la Justicia dictaminó a lo largo y ancho del país y en cientos de juicios con pruebas contundentes que no hubo dos demonios sino terrorismo de Estado, querer volver en este documental a pretender instalar este tema, es por lo menos llamativo. Ustedes no logran las multivoces que pregonan sino que hay una sola y sesgada voz que es aquella que abona esa teoría. 
Si el documental pretendía mostrar el copamiento se debería  haber centrado en indagar más sobre: razones históricas, antecedentes, características de la fuerza insurgente que llevaba a cabo el copamiento, situación regional, entrevistas a familiares directos de los asesinados en el cuartel, etcétera, como así también indagar sobre la unidad a copar: cuál era su función, qué producía y produce, cuál fue el rol histórico de esa FM en cada asonada en contra de los gobiernos democráticos (los de mi generación recordarán los trenes cargados de municiones y explosivos para usarlos en contra del pueblo) y en los enfrentamientos internos entre ellos, lo que fueron las dictaduras, la doctrina que ordenaba y disciplinaba a estas instituciones a nivel regional y mundial. Hechos y antecedentes absolutamente al alcance de cualquiera que quiera documentar la historia de aquella época, incluso sin haberla vivido.
Y aquí me paro en una aseveración que quisiera realizar dando sustento a lo dicho por uno de los historiadores: puedo decir con absoluto conocimiento de causa que el mayor Larraburu se suicidó porque sus compañeros de arma lo abandonaron a su propia suerte. Tal vez no tuvo la entereza moral y fortaleza necesaria para asumir la responsabilidad que le cabía como jefe militar al mando de esa unidad de la cual ustedes sólo la muestran como un lugar de encuentro festivo (la teatralización de la fiesta es casi una patética caricatura).
La historia  ha resuelto las razones por las cuales en toda Latinoamérica los sectores populares se levantaron en contra de la opresión de las dictaduras militares y los condicionamientos a las democracias endebles que luego las sucedían, como miles tomaban las armas como otro recurso para luchar por una Patria más justa y solidaria enfrentando a las FF.AA. que por aquella época constituían el Partido Militar en defensa de minorías privilegiadas.
Muchos de aquellos que por las décadas del 60 y 70 exploraron los caminos de la rebelión y la lucha armada  en contra de las tiranías y las débiles democracias que respondían a las mismas (en nuestro caso la "democracia" de Isabel Perón dio origen a la Triple A como preludio de la dictadura cívico militar más feroz de la historia argentina y de la cual esa unidad militar formaba parte) son hoy lo estadistas y dirigentes consagrados por el voto popular quienes conducen las transformaciones sociales más progresistas en varios países de Latinoamérica (Nicaragua, El Salvador, Guatemala, Venezuela, Brasil, Bolivia, Argentina, Ecuador, etcétera) lo que demuestra que siguieron buscando en la lucha y la política las mejores formas de llevar a cabo esos ideales.
Muy por el contrario los miembros de las fuerzas armadas de estos países debieron someterse a la Justicia y fueron condenados por crímenes de lesa humanidad, aberrantes a la conciencia y condición humana y han cosechado el repudio de los pueblos del mundo entero.
Con lo dicho anteriormente pretendo ordenar los hechos históricos por respeto a los que estamos vivos y seguimos luchando, a los que ofrendaron su vida en esta lucha y en particular a las dos personas que dirigieron el copamiento: uno secuestrado y torturado hasta la muerte heroica en un CCD en 1975 (Juan Eliseo Ledesma) y otra asesinada en las vísperas del golpe terrorista de Estado de 1976 (Noemí Graciela Francisetti 23/3/1976). El primero mi cuñado, la segunda mi hermana mayor. 
Sin más, saludo a ustedes

Héctor Francisetti
DNI 10.857.223

El copamiento


Fermin Rivera: Decepcion y bronca.la intencion al ofrecer testimonio se enmarca en nuestra historica consigna memoria verdad y justicia .que no se pierdaa memoria de uno de los mas grandes y exitosos combates del ejército revolucionario del pueblo que se sepa la verdad era ls intencion.la humanidad de nuestros heroicos combatientes demostrada en la forma en que atendieron al capitan garcia salvandole la vida a riesgo de las suyas propias. De como el ejército abandonó a larrambure provocando su suicidio al negarse a cuaquier tipo de negociación para obtener su liberación. Por lo que se la pelicula tiene una insalvable asimetria al hacer eje en la muerte de larrambure y no ofrecer ningun testimonio de los familiares de nuestros muertos: cesar arganaras ibar brolo , chanchon buscarolli y el hasta hoy desaparecido soldado pettigiani .centenares fueron los presos a los que se les adjudico la causa de villa maria muchos de ellos murieron asesinados en las carceles y campos de concentracion de la dictadura civico clerical militar a ellos tampoco hace mencion la pelicula. Ese no es nuestro copamiento y esta pelicula no sera como se lo recuerde mientras haya u n sobreviviente que testimonie sobre la verdad histórica

3 comentarios:

Francisco Benzi dijo...

Es extraño.
Los preopinantes acusan al EA de abandonar al coronel y ser los responsables de su muerte...
Estos sicópatas, secuestran a una persona, y como los demás no hacen lo que requieren extorsivamente, se supone que las consecuencias de dicho secuestro corren por cuenta del extorsionado.Tratandose de delincuentes subversivos no sorprende la subversión de los valores.
Se agrega una ensalada en la que se mezcla alegre y arbitrariamente hechos históricos con espiritu traslativo.Pero además se reivindica la violación desvergonzada de la Ley, con la excusa de hacerla cumplir, con los remanidos juicios de lesa, verdaderos mamarrachos conceptuales que avergüenzan a nuestra sociedad.
Los dos demonios no son una teória sino un hecho historico irreffutable, que los delincuentes subversivos no toleran porque los desnuda.Prefieren y se sienten mas cómodos en el rol de víctimas, aunque estén bañados en sangre inocente.

Gammy dijo...

No se que es lo que parece extrañoa... al fin y al cabo intentar acomodar los hechos historicos tratando de ocultar el accionar de uno de los demonios es comico. La sociedad sabe y no es estupida como ustedes pretender creer, existieron dos bandos o demonios como quiera llamarlo, es parte y formara parte de la historia de que existieron los subversivos y que hoy el Estado cierra los ojos ante cualquier acusacion a ex-terroristas o terroristas.

Horacio dijo...

ATORRANTE DE MIERDA ESTE FERMIN RIVERA,PARECE QUE DE NOCHE GRITABA FUERTE,PORQUE LACONCIENCA SUCIA DE ASESINAR ALCORONEL LARRABURE NO LODEJABA EN PAZ.Y ASI SE LE APARECERAN TODOS LOS QUE ASESINARON ESTOS DELINCUENTES QUE VAN PAGADOS A MENTIR A TRIBUNALES
AQUI HUBO UN SOLO DEMONIO,LOS MARXISTAS